Guadalupe Belén Lucero desapareció el 14 de junio mientras jugaba en la vereda de la casa de su tía en el barrio 544 Viviendas del sur. Pasaron ya 45 días de su desaparición y aún no hay rastros de la pequeña de 5 años.

La principal hipótesis que sostiene la policía es sobre un posible secuestro y no está descartada la posibilidad de que haya sido raptada por una red de trata de personas.

Tres días después de su desaparición, el Gobierno activó el Alerta Sofía. Se trata de un sistema que difunde de manera inmediata la imagen y la información sobre el niño o adolescente que se encuentre desaparecido y que puedan estar en grave peligro.

La difusión es en todo el territorio nacional a través de dispositivos móviles y medios de comunicación masivos como televisión y los diarios.

Además, el Gobierno nacional sumó el ofrecimiento de una recompensa de dos millones de pesos para quien aportara datos que permitieran encontrar a la niña y también sumaron las fuerzas federales al operativo de búsqueda.

En cuanto sus familiares dieron aviso a la policía, más de 150 bomberos, 400 efectivos y cientos de puntanos que se sumaron a la búsqueda, realizaron rastrillajes por todos los barrios para tratar de dar con el paradero de la pequeña.

A los 15 días de su desaparición, comenzó la búsqueda de la niña en Mendoza, ya que su papá biológico vive en la provincia y comenzaban a sospechar de que él podría haberla secuestrado. Se realizaron múltiples allanamientos en distintos barrios pero no pudieron rescatar ningún rastro de la pequeña.

En las últimas semanas los rastrillajes se han focalizado en la zona cero y en el dique San Francisco, pero todos los resultados han sido negativos.

La familia de Guadalupe, molesta con el accionar del gobierno puntano, organizó una “panfleteada” y llenó con fotos de la pequeña los barrios de San Luis, ya que tienen miedo que la población se olvide de su cara y deje de buscarla.

Ante esta situación, se conformó un grupo de voluntarios de todo el país para colaborar con la familia, se juntaron y comenzaron a difundir más fotos y videos por las redes sociales hasta poder encontrarla.

Pasan los días y su familia está cada vez más desesperada, sus padres continúan subiendo videos de Guadalupe para recordarla, pedir justicia y por su aparición sana y salva.

Deje un comentario