Alberto Fernández anunció anoche fuertes restricciones por dos semanas para la circulación y las actividades en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), entre las 20 y las 6 de la mañana. También dispuso el cierre de los colegios por el mismo lapso de tiempo.

Sin embargo, y más allá de la invitación para que los gobiernos provinciales sigan estas medidas, el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, decidió mantener el esquema de cierres que está vigente desde el jueves pasado.

Eso significa que en la provincia de Córdoba no habrá nuevas restricciones. Así, se mantienen vedadas la circulación y la actividad nocturna gastronómica, de lunes a viernes, entre las 0 y las 6, y entre la 1 y las 6 los sábados, domingos y feriados.

“Se mantendrán los anuncios y medidas que el gobernador realizó la semana pasada”, informaban anoche fuentes del Gobierno provincial.

Esta vez no hubo un comunicado oficial para anunciar lo que el jefe del Panal decidió. La explicación es que el Presidente fijó estas normas sólo para el AMBA.

Luego de una jornada de muchas reuniones y negociaciones en la Casa Rosada y en la quinta presidencial de Olivos, finalmente, anoche, a las 20.45, en un mensaje de 18 minutos, Fernández dio a conocer las nuevas medidas que regirán únicamente para el Amba.

En este marco, el jefe del Estado hizo una exhortación a los gobernadores para que se sumen teniendo en cuenta la situación sanitaria de cada distrito. Hasta anoche, el bonaerense Axel Kicillof y el catamarqueño Raúl Jalil apoyaron la decisión. “Espero que los gobernadores que crean que deben acompañarme, lo hagan. Pero es una responsabilidad de ellos, ya que estamos en un país federal”, afirmó.

Mientras, el jefe de Gobierno porteño, el opositor Horacio Rodríguez Larreta, brindará hoy una conferencia de prensa para opinar sobre las restricciones resueltas por el Presidente, que afectan a su distrito.

Deje un comentario