La Provincia otorgó más de $580 mil a la Comunidad Regional Sáenz Peña, que será la encargada de llevar a cabo las tareas. El ministro Calvo recorrió la zona y ya se determinaron ocho sitios a intervenir

En los próximos 15 días comenzarán a ejecutarse los trabajos de limpieza y acondicionamiento de canales, cauces de arroyos y alcantarillas ubicadas en el sector sur de la provincia, más precisamente en el radio comprendido entre General Levalle, La Cautiva y Laboulaye.
Tras recibir los 580 mil pesos otorgados por el gobierno provincial, la Comunidad Regional Roque Sáenz Peña, espera iniciar en un plazo no superior a las dos semanas los primeras tareas para mejorar y prevenir inundaciones, en vistas al inicio de la temporada de lluvias.Las tareas demandarán una inversión de 2.930.800 pesos del tesoro provincial,
Julián López, intendente municipal de  Melo y presidente del ente, ayer se encontraba en Córdoba retirando los expedientes que determinan claramente las obras a ejecutar.

“Nosotros recibimos este dinero que representa un 20 por ciento de la inversión total a hacer. Tenemos previsto contratar a una empresa  para que se encargue de los trabajos, ya que los municipios carecemos de las maquinarias necesarias para este tipo de obras”, señaló.

Tras recorrer la zona, los técnicos de  Agua, Ambiente y Energía, hicieron un relevamiento del estado  actual de estas obras de regulación, control y evacuación de agua que permiten la sanidad de los campos y la protección de los centros urbanos.En términos generales, se pudo observar un buen funcionamiento del sistema. Sólo se detectaron inconvenientes puntuales que se solucionarán con la ejecución de estas obras de mantenimientos.

Los lugares a mejorar

Los sitios a intervenir son: zona del vertedero de la presa Tigre Muerto, canal La Cautiva antes del inicio del canal Devoto; arroyo El Gato, en el cruce con el Camino a Villa Marcelina; canal de la Diagonal; canal Norte, en el tramo que va desde Laboulaye hasta la llegada del Canal Los Tamarindos; canal Devoto, en el ingreso a las lagunas Las Acollaradas; zona Bañados del Destino, en la unión del canal Levalle con el canal La Cautiva; salida del canal del lago Laboulaye y río Quinto, aguas abajo de la localidad de Jovita.

El aporte económico provincial se hace efectivo mediante un adelanto del 20 por ciento y el saldo contra la certificación mensual y consecutiva de avance de las obras, trabajos y tareas, que será expedida por la comunidad regional hasta completar la entrega total del monto acordado.

“La Provincia este año, a diferencia de otros, ha previsto licitar por primera vez la cobertura de trabajos en este tipo de zonas. Pero ante el comienzo de las lluvias y la urgencia para limpiar canales o profundizar cauces, es que dispuso transferir estos primeros trabajos a la Comunidad, para acortar los plazos y evitar los largos tiempos que lleva realizar una licitación”, precisó López.

A partir de recibir los expedientes, comienzan a correr los días para que la Comunidad Regional contrate una empresa que se encargue de los trabajos, la que tendrá 90 días para finalizarlo.

Acumulación de sedimentos

Los largos meses de sequía han provocado la acumulación de sedimentos en canales, alcantarillas o debajo de los puentes, provocando atascamientos y riesgos de volcamientos, en casos que se registren lluvias copiosas.

Cabe recordar que la región mencionada sufrió años atrás inundaciones reiteradas, que lograron ser controladas tras ejecutarse una serie de obras que formaron parte del Plan de Sistematización de Excedentes Hídricos que demandó una inversión de más de 300 millones de pesos aproximadamente, provenientes del BIRF, del Plan Federal de Control de Inundaciones Fondo de Infraestructura Hídrica y de recursos del presupuesto provincial.

Deje un comentario