En un plazo máximo de ocho meses, el boleto educativo gratuito se terminará abonando mediante una tarjeta electrónica.

El nuevo jefe de Gabinete, Oscar González, y el flamante ministro de Transporte, Dante Heredia, ya están trabajando en implementar esta modalidad, especialmente en el interior.

Según los funcionarios, a través de la tarjeta se tendrá un mayor control del sistema.

Por otro lado, para llevarles tranquilidad a las empresas de transporte urbano e interurbano, el nuevo Gobierno creará un fondo especial, para que las empresas reciban por adelantado, por parte del Estado provincial, el pago del boleto.

El gobernador José Manuel de la Sota estimó que la implementación del boleto gratuito aumentará la actual inversión por el abono escolar. “Creemos que puede haber un aumento de alrededor del 20 o el 25 por ciento, por sobre los 49 millones que ya están previstos y que es lo que se invierte en el abono actualmente. Habrá controles, pero también apelamos a la responsabilidad de todos. Yo confío en la gente. No será viajar gratis a cualquier lado. Será uno de ida y otro de vuelta por día. Salvo los universitarios que tendrán la posibilidad de poder viajar más de una vez por día, porque el sistema de estudio universitario exige concurrir en distintos horarios en una misma jornada. En el interior habrá un incremento en el uso del boleto, porque serán los más beneficiados. Es probable que quien vive a menos de 100 kilómetros de la Capital, opte por viajar diariamente”

Deje un comentario