ANSES informa que, a partir de las irregularidades detectadas en el Juzgado Federal de Río IV sobre la liquidación de sentencias judiciales a un grupo de jubilados, la Justicia ordenó la devolución de fondos de 54 embargos trabados contra el organismo por la suma de $1.638.761,89.

En ese Juzgado Federal, se registraron 377 embargos trabados contra ANSES desde el año 1996 a mayo de 2011. Los mismos fueron decretados entre septiembre de 2008 y mayo de 2011. La fecha coincide con la asunción del juez Carlos Arturo Ochoa, quien había ordenado que en la ejecución de las sentencias se abonaran mayores montos que los conferidos por la sentencia ordinaria de reajuste. El juez Ochoa hoy se encuentra denunciado penalmente y por ante el Consejo de la Magistratura.

La devolución de los fondos se produce con posterioridad al operativo realizado por ANSES en abril pasado y a la denuncia penal. Gracias a esta medida, desde mayo de 2011 no se trabaron nuevos embargos en ese juzgado.

 

La Justicia obliga que se le devuelva a ANSES más de $600 mil

Debido a irregularidades en el pago de una sentencia judicial, la Justicia Federal intimó al Sr. José Guimar Crocco a reintegrar la suma de $607.299,71 bajo apercibimiento de embargo. Esa suma deberá ser depositada en la cuenta del Juzgado.

En mayo de 2008, se embargaron fondos de ANSES por un total de $1.059.068, para ser abonados al señor Crocco, que fueron abonados de manera indebida por el Juzgado Federal de la Seguridad Social Nro. 3.

 

 

Entre las irregularidades observadas, se destacan:

–       La intervención de un nuevo letrado apoderado por la actora, revocándose el poder a la anterior letrada (que envió una carta documento a ANSES denunciando la irregularidad).

–       Se presentó y se aprobó una nueva liquidación, que el Juzgado consideró como una actualización y que se habían corregido los puntos de impugnación formulados por ANSES.

–       El Juzgado, sin levantar la indisponibilidad de los fondos, decide librar los mismos a la orden del actor.

ANSES planteó la nulidad de todo lo actuado, la restitución de los fondos y efectuó una denuncia contra el Secretario de ese Juzgado, el Doctor Emanuel Catardo. Presentada la apelación ante Cámara Nacional de la Seguridad Social, se declaró la nulidad de todo lo actuado. ANSES efectuó los cálculos correspondientes y estimó que el importe real que se le debe abonar al actor es de $451.768,29. De esta manera, como consecuencia de una mala actuación del juzgado, se intimó al señor Crocco a  devolver la suma $607.299,71.

Deje un comentario