¿Dos meses faltan para la feliz inauguración?

By 21 septiembre, 2010Actualidad

 El Programa “Tu casa” sigue haciendo eco por toda la ciudad. Empleados desesperados, proveedores indignados, familias enardecidas y tristes, un titular que apareció con una conducta muy particular (y esperada). El tan buscado Palmero, titular  de Palmero Construcciones, estaba, parecía, desaparecido: la semana anterior no atendió los llamados, no se lo pudo ubicar, decía que iba a venir a La Carlota, pero no venía… Hubo presentaciones ante el Concejo Deliberante de los empleados a quienes se les adeudaba un dinero importante, quejas de los proveedores y propietarios y clamores y más clamores…

 Ante este tema hay que destacar que la Secretaría de Acción Social, en primera instancia, solucionó los inconvenientes de atender las necesidades primarias de los empleados…  

El viernes estuvo presente en la ciudad Palmero, por fin, “dando la cara”. En un primer momento,  se dijo que vendría al mediodí­a, luego que tendría que estar a las 14 horas en el Ministerio de Trabajo para “arreglar” con los obreros la situación de los sueldos atrasados, a las 16 horas  iba a tener una reunión con los propietarios y con los obreros allí en el barrio, pero no llegó, Palmero, en ninguno de esos horarios.  En la reunión en el barrio, se informó que el titular iba a estar a las 19 horas en el  Ministerio de Trabajo. Finalmente estuvo y en ese momento manifestó: “La empresa no quiere pagar hasta que no sepa qué pagar porque se han cometido actos delictivos, aunque no todos. No todos los empleados son ladrones, pero se sabe que se han robado materiales. Hay empleados denunciados con nombre y apellido y hay habitantes de La Carlota que van a ser denunciados porque compran y venden materiales robados”. Un empelado lo interrumpió con la frase “Palmero, no te creemos más”.

Evadiendo posibles insultos, Palmero agregó: “Los ocho meses de contrato no se cumplieron, pero hicimos un acuerdo que establece que, a partir del 1 de septiembre que se hizo la última reunión, los alquileres, los voy a pagar yo y los monitorios también”.

(…) “Yo vine a La Carlota por los empleados, por el tema de los pagos de las quincenas y no es sólo un problema de monto, de plata, hay gente que no coincide con el registro de firmas, obreros que firmaron que han trabajado, pero no lo hicieron…por eso quiero tener el espacio de una semana para saber qué pasó”. El titular pidió una semana para componer el panorama…

Un empleado saltó a la defensiva afirmando que “nunca se cumplió el pago semanal, tampoco el quincenal”. El titular trató de explicar aludiendo: “nos trabamos.  El 4 de septiembre cuando yo traje los $20.000 del atraso, hubiera pagado la quincena normal, no hubiera habido drama, el atraso lo tuve ahí. Entonces no me hagan responsable de todo porque se ha hecho más de lo que se ha podido”…

“Ahora, básicamente, no hay ingreso: tenemos dos situaciones económicas; no logramos certificar el Banco porque el nivel de trabajo que estamos haciendo, sincerémonos, no es bueno. Si el inspector no certifica, no hay plata; tenemos alrededor de 70 propietarios que están debiendo un promedio de 4 mil y 6 mil pesos que no los pagan porque están enojados  con el Banco, con nosotros… Y si se complica el ingreso de dinero, se complica todo.  Tengo proveedores en La Carlota a los que se les debe dinero, les pedí a ellos que me den los materiales y yo le daba de garantía todo el dinero que tengo para cobrar de las casas”…

 Es hora de asumirlo…

 Palmero dijo: “El único responsable de la demora de la entrega de las viviendas y del incumplimiento del contrato, soy yo. Los propietarios están en condiciones de resignar los contratos si quieren, legalmente lo pueden hacer; hay propietarios que se han acercado para negociar la plata que les debo  y las terminarán ellos mismos”…

“Hoy estuvimos haciendo gestiones en el Banco y el dinero que conseguimos alcanza para pagar los 750 pesos de techos”.

De las dos quincenas que se deben, Palmero quiso pagar dos el viernes  y las otras dos la semana que viene. Los empleados no estuvieron de acuerdo y reaccionaron calificándolo a Palmero como un “cara dura”. Él titular se excusó diciendo que no tiene otra posibilidad, que agradezcan que no dice que la empresa quebró. “Otra posibilidad y opción de pago no existe”, agregó.

“Queremos cancelar un monto por persona, no por contratista de alrededor  de 750 pesos y queremos tomarnos la semana para que, uno por uno- aprovechando que la obra está cerrada- pase por la oficina para ver qué le deben”.

Por otra parte, se informó que Palmero, entre ayer y hoy estará por La Carlota para arreglar el asunto. Además traerá gente de Córdoba para inspeccionar todos los trabajos (porque, aparentemente, hubo empleados que firmaron la planilla de trabajo, pero no trabajaron) y empleados nuevos que trabajarán   en esta obra. Palmero dijo: “no quiero saber nada con lo que robaron y con los que trabajaron mal”…

A partir del jueves o viernes cuando se sepa cuál es la deuda, se traiga el dinero y se pague lo correspondiente, la obra comenzará nuevamente, con el ritmo que tiene que tener.

Finalmente, Palmero, dijo a FM Estrella que todo esto estaría terminado dentro de dos meses… ¿se podrán tener las casas terminadas en este plazo de tiempo? ¿Los obreros podrán cobrar su sueldo? ¿los proveedores también?… Estamos en espera de una feliz, muy feliz inauguración…

One Comment

Deje un comentario